La Guardia Urbana de Barcelona ha incautado material relacionado con el referéndum del 1 de octubre en uno de los estands informativos del PDeCAT en el barrio de Sant Antoni. Así lo ha informado el mismo partido a través de su cuenta de Twitter, en la que ha alertado de que el cuerpo policial local ha levantado acto e identificado a los voluntarios. 

En otro mensaje, el grupo municipal del PDeCAT en Barcelona ha asegurado que "no tienen miedo" y que las otras 10 paradas repartidas por la ciudad siguen en pie. 

ACATAN LA SENTENCIA DEL FISCAL

La Guardia Urbana estaría, pues, acatando la instrucción de la Fiscalía de impedir los actos que ejecuten autoridades, funcionarios públicos o particulares para realizar el referéndum del 1-O, suspendido por el Tribunal Constitucional. 

Fue el mimso jefe de la Guardia Urbana de Barcelona, Evelio Vázquez, quien notificó el pasado 14 de septiembre a sus agentes las instrucciones de la Fiscalía. El objetivo, afirmó Vázquez, es de que todo el personal de Guardia Urbana sea conocedor de las instrucciones de Fiscalía respecto a cualquier acto relacionado con la preparación de un referéndum.

En su comunicación, el jefe de la Guardia Urbana indica que "para mantener una adecuada coordinación en la realización de atestados, evitar duplicidades en las comunicaciones a Fiscalía y la remisión de copia al cuerpo de Mossos", todas las diligencias policiales relacionadas con la instrucción de Fiscalía realizadas por equipos de la Guardia Urbana de Barcelona "instruirán íntegramente a la Unidad de Investigación".