El jueves 8 de junio salieron los últimos presos de La Modelo. Alrededor de 1.000 reclusos han sido recolocados en otras cárceles durante las últimas semanas. Una reordenación que, según el sindicato de prisiones Acaip, está poniendo al límite algunos centros penitenciarios.

Quatre Camins está al 94% de su capacidad de población reclusa y Brians 1, al 91%”, ha explica el portavoz de la Agrupació de Cossos de l'Administració d'Institucions Penitenciàries (Acaip.cat), Francesc López. “Quatre Camins es un polvorín”, ha añadido.

El motivo es esta redistribución de presos procedentes de La Modelo, una reordenación del mapa penitenciario que no acabará hasta septiembre, según fuentes del departamento de Justicia, y que se están cumpliendo las cifras establecidas. “La situación puede disminuir si se acaba de abrir el los dos módulos en la de Tarragona”, espacios en el que apenas cabrán unas 260 personas más. “Esto supone que los centros están en situación de riesgo”, ha aseverado el portavoz.

SITUACIÓN DE PRE-MOTÍN

Para constatar los problemas que pueden provocar esta masificación, López explica que el 1 de junio se vivió una situación de tensión cuando los trabajadores quisieron sacar a un interno del patio y grupos de personas se “abalanzaron” a la puerta. Una situación de “pre motín”, puntualizaba en rueda de prensa.

Por poner un ejemplo, en Quatre Camins la capacidad máxima es de 1.590 personas y ahora se sitúa en los 1.507 reclusos. Por ello, a su juicio, que una prisión esté al 80-85% de su capacidad puede implicar problemas importantes, “pero a partir del 90%, el problema es serio y hay riesgo inminente”, sentenciaba.

Traslado de los últimos presos de La Modelo / MARTA SÁNCHEZ

UGT TAMBIÉN AVISA

Por su parte, UGT también ha alertado de que el cierre de la cárcel de La Model de Barcelona puede provocar las próximas semanas "el colapso" del sistema penitenciario catalán, y ha alertado, al igual que Acaip de que la redistribución de los presos está causando la masificación de los módulos ordinarios.

El sindicato también ha sostenido en un comunicado que la masificación de los centros penitenciarios siempre va acompañada de un incremento de la inseguridad, así como de un potencial aumento de situaciones de riesgo y de las agresiones que, han asegurado, se han incrementado en los últimos años.

RESPUESTA DE JUSTICIA

Desde el departamento de Justica, dirigido por Carles Mundó, defiende que La Modelo estaba al 120% de su capacidad y que todo continúa según lo previsto. Asimismo, sostienen que tras el cierre de la prisión ubicada en el Eixample barcelonés, el sistema penitenciario disponde de plazas equivalentes a la capacidad de tres prisiones vacías como Lledoners, Puig de les Basses i Joves.

Por último, fuentes de justicia aseguran que con La Modelo abierta, el sistema estaba en el 67,4% de capacidad y que con la prisión cerrada, "nos situamos en el 72,9% de la capacidad".