Después del fútbol, a casa en metro. Tal como ha anunciado TMB, el próximo domingo 13 de agosto el servicio de metro se alargará hasta la 1 de la madrugada. El objetivo es poder acerar a los aficionados del FC Barcelona o Real Madrid a sus casas, tras el partido de ida de la Supercopa de España. El partido en el Camp Nou empieza a las 22 horas.

Más allá de ampliar el horario, TMB también ha asegurado en un comunicado que incrementará el número de unidades del suburbano y de buses a la salida del partido. El motivo por el cual el metro permanecerá abierto con carácter excepcional se debe al acuerdo entre la empresa pública y el FC Barcelona (el club paga parte de este servicio extraordinario).

REFUERZO DE PERSONAL DEL METRO

Para poder controlar los accesos a las paradas de metro, la compañía reforzará con más personal las estaciones que se encuentran alrededor del estadio. Es decir: Badal (L5), Collblanc (L5 y L9 Sud), Palau Reial (L3), Maria Cristina (L3) y Les Corts (L3). En cuanto a los autobuses, como ya es habitual, se pondrá en marcha dos líneas lanzaderas entre el Camp Nou y plaça de Catalunya, así como entre el Camp Nou y Mossèn Cinto Verdaguer. El precio de este trayecto no se puede pagar con la tarjeta habitual (T-10, T-Mes...) y cada pasajero debe abonar 2,90 euros.