El director de La Razón, Francisco Marhuenda, el periodista Alfonso Ussía, y la empresa editora del diario, Audiovisual Española 2000, han sido condenados por el Tribunal Supremo en sentencia firme a indemnizar a Leo Messi por insinuar que el jugador argentino del Barça se dopaba.

En un artículo publicado en 2014, Ussía escribió; "Nandrolono está triste, ¿Qué tendrá Nandrolono?/ ha perdido su ritmo, ha perdido su tono/ aunque le hayan moldeado un precioso tupé”, y acusó al argentino de seguir tomando la hormona del crecimiento: “ya no tiene edad para seguir justificando las dosis de hormonas para el crecimiento y tanto él como sus médicos han sido advertidos de que el crecimiento ha llegado a su tope y ni una hormona más”.

La sentencia del TS ratifica la que les impuso el juzgado de Primera Instancia de Gavà y la Audiencia de Barcelona y ahora deberán pagarle una indemnización al futbolista del Barça de 64.590 euros.

El dinero, por petición expresa del jugador, deberá ser ingresado en una cuenta de la ONG Médicos sin Fronteras.