Un Máster en Administración y Dirección de Empresas (MBA) es una inversión costosa en tiempo y dinero que mucha gente puede ver como arriesgada. Y seguramente lo es, pero a tenor de la clasificación que publica la prestigiosa revista estadounidense Forbes, IESE y ESADE se han especializado en conseguir que sus alumnos recuperen con creces la inversión realizada. Las dos escuelas de negocios barcelonesas están en el 'top 5' de mejores MBA internacionales de dos años en una lista que encabeza, una vez más, el London Business School (LBS).

Cada clasificación es un mundo y, mientras otras listas se basan en la diversidad del claustro de profesores o en la innovación de la investigación que lideran las escuelas de negocios, Forbes utiliza como criterio el Retorno de la Inversión (ROI) que consiguen los alumnos después de acabar el máster. Es decir, compara las ganancias de los MBA los cinco primeros años después de finalizar el programa con el coste de oportunidad (los dos años que pasan sin ingresos más el coste de las tasas y la matrícula). Para obtener la información, la revista estadounidense ha encuestado a 17.500 exalumnos de 100 escuelas de negocios internacionales, de los cuales ha respondido el 25%.

Captura de pantalla 2017 09 26 a las 12.04.42

BUENOS SUELDOS, MEJOR REPUTACIÓN

Estudiar en IESE o ESADE no es tan caro como hacerlo en Harvard o Stanford, donde los MBA pueden llegar a costar hasta 300.000 dólares (incluyendo el coste de oportunidad), pero requiere de un esfuerzo económico importante a la espera de recuperarlo con un buen trabajo. Ambas escuelas de negocios tienen una gran reputación internacional, como lo demuestra que la mayoría de sus alumnos son extranjeros, y cursar sus programas abre muchas puertas, algunas de las cuales dan paso a un buen sueldo, que puede llegar a triplicarse respecto al que tenían antes.

Así por ejemplo, el IESE ocupa el segundo lugar de la lista Forbes con un retorno medio de la inversión de 97.100 dólares a los cinco años de haber acabado. Los alumnos encuestados de la promoción de 2012 -base utilizada para el estudio- han declarado un salario de 177.000 dólares (unos 150.000 euros), lo que supone que recuperaron su inversión en tres años y medio. Por su parte, los estudiantes de ESADE han declarado ingresos medios de 138.000 dólares (unos 117.000 euros) y un periodo de cuatro años para recuperar la inversión con un retorno de 58.700 dólares.

A modo de comparación, los alumnos de la London Business School, líder indiscutible de la lista, perciben un sueldo medio de 212.000 dólares (180.000 euros), con un retorno de 119.100 dólares a los cinco años y un periodo de recuperación de 3,4 años. Estas diferencias se explican, en parte, por el perfil de sus estudiantes, ya que los alumnos de la LBS cobraban 73.000 dólares de media antes de entrar en el MBA, mientras que los de IESE (58.000) y ESADE (47.000) percibían cantidades sustancialmente inferiores.