2.947 residentes en Sant Andreu han recibido una carta con el lema “Quiere la ciudad como quieres a tu perro”. La misiva forma parte de una campaña que pretende que los propietarios de animales domésticos se responsabilicen de sus excrementos y orines. Por eso, los equipamientos municipales del distrito ya distribuyen botellas de agua plegables para que los dueños las llenen con agua y unas gotas de vinagre y contribuyan así a la limpieza de la vía pública.

Como recuerda la misiva, la normativa que supervisa el civismo de los dueños de estos animales establece multas de 750 euros en caso de incumplimiento. Además, no vigila que el animal doméstico no ensucie la vía pública constituye también una infracción leve de la ordenanza municipal.
 


Concretamente, los propietarios de perros pueden recoger la botella de agua hasta el 30 de septiembre en los ccentros cívicos de Bon Pastor, Baró de Viver, Navas, La Sagrera y Trinitat Vella, además de los 'casals' de Congrès-Indians y Can Portabellla. 

ZONAS DE RECREO 

En un comunicado, el distrito de Sant Andreu recuerda también que existen diversas zonas de usos compartidos para perros en ellas que los animales pueden jugar hasta ciertas horas sin necesidad de estar atados. Es el caso de los jardines de la Casa de l’Aigüa y el Parc de la Trinitat, los alrededores de la iglesia de Sant Andreu, la plaça Islàndia, la plaça General Moragues, el Parc Pegaso, el Canòdrom, La Llosa de Baró de Viver, el passatge Posoltega y la plaça Robert Gherard. 

Además, está prevista la construcción de un área de recreo para perros que se ubicará en a parte superior de la calle Ciutat d'Asunción y la nueva apertura de del carrer Tucumán, con una superficie de 700 m2.