Nou Barris es el único distrito de Barcelona que ha visto cómo el precio de la vivienda se ha reducido (-0,03%) en el primer trimestre del año; mientras que Sants-Montjuic (+9,5%), Les Corts (8,8%) y Eixample (8,8%) lideran el incremento de precios durante este periodo.

En el conjunto de la ciudad, el precio ha crecido un 6,3% en relación al primer trimestre del año anterior; y se sitúa en el 18,5% si se tiene en cuenta la tasa intereanual, según los datos facilitados este lunes por el portal inmobiliario Idealista.

Los precios más altos de la ciudad siguen situándose en Les Corts (5.175 euros/m2), seguido de Eixample (4.998 euros/m2) y Sarrià-Sant Gervasi (4.983 euros/m2). En el lado opuesto está Nou Barris, con 1.939 euros/m2, el único distrito de la capital por debajo de los dos mil euros por cada metro cuadrado, y le siguen Sant Andreu (2.379 euros/m2) y Horta-Guinardó (2.589 euros/m2).

Según el informe de Idealista, el precio de la vivienda sigue siendo inferior al de hace 10 años, en plena burbuja inmobiliaria, en concreto un 12,9% por debajo de sus máximos antes de la crisis. Para Fernando Encinar, jefe de estudios de Idealista, “tras 10 años de travesía en el desierto es obvio que el sector tenía que empezar a dar señales de vida”, aunque descarta una nueva burbuja.